Francisco Jarauta

FJarauta19

Francisco Jarauta

(Zaragoza, 1941). Historiador del Arte y Filósofo. Estudio en las universidades de Valencia, Roma, Münster, Berlín y París siendo actualmente profesor invitado de universidades europeas y americanas. Sus campos de atención son la Historia de las Ideas, la Teoría de la Cultura y la Estética. Has sido editor de textos  de Leon Battista Alberti, Giacomo Pontormo o Ruskin…, director de la colección Arquitectura, curator de exposiciones internacionales como Arquitectura radical (2002) Matisse y la Alhambra (2010), El hilo de Ariadna (2012), etc., director de diversos Foros de pensamiento sobre el mundo contemporáneo y director científico del Istituto Europeo di Design.

Intervención en el XVII Encuentro 2020:

«La explosión en el jardín: Schönberg y Kokoschka»

 

La cultura austríaca del fin-de-siècle habría que entenderla según Karl Kraus como un Gedankenexperiment, una especie de laboratorio teórico en el que se disuelven los viejos discursos, al tiempo que crecen los nuevos, ajenos a la ilusión fundamental que había regido  la estrategia del Clasicismo y que no era otra que la de la simetría o correspondencia del orden del lenguaje y el orden del mundo. Toda la literatura de la época es un desenmascaramiento de esta crisis: de Hofmannsthal a Musil, de Andrian a Rilke, de Kraus a Broch o Canetti…, todos ellos denuncian la insuficiencia del lenguaje y el naufragio de una sujeto, incapaz ya de expresar el fluir indistinto de la vida en la red del lenguaje, disolviéndose en una especie de río de sensaciones y representaciones.

Nacerá así una nueva concepción del mundo y de la vida en la que ética y estética estarán internamente articuladas, como anotará Wittgenstein, o más tarde Musil al decir que el hombre nuevo, que posee el sentido de la posibilidad, trata la realidad como una tarea y una invención. Siendo esta misma intención ética la que llevará a Schönberg a revisar la matriz de la composición musical. En sus notas sobre Die glückliche Hand confesará que buscaba «leyes más profundas que las que rigen el material musical mismo», como pi se tratara de explorar en una esfera interior aquella forma o construcción de lo posible que, esa este caso, diera vida a la invención musical. Un largo viaje al que las diferentes artes se  encontrarán en búsquedas e intenciones y que en nuestro caso Schönberg y Kokoschka pueden ilustrar.